Conecta con DBasket

NBA

Los Bucks, a un paso de las finales de conferencia

Milwaukee se lleva el cuarto partido frente a unos debilitados Boston Celtics en una noche aciaga de Irving y Horford.

Fuente: Brew Hoop

Tras la importante victoria de los Milwaukee Bucks en el game 3, el equipo de Winsconsin se enfrentó a los Celtics en un encuentro clave para el desarrollo de la serie. Cabe aclarar que Stevens contó con Marcus Smart, que se había perdido todos los playoffs debido a una lesión en su cadera.

Como era de esperar, la primera parte fue muy pareja. Ambos conjuntos salieron muy concentrados y realizaron una increíble tarea defensiva. Los principales protagonistas del primer tiempo fueron Giannis Antetokunmpo, dominando la pintura, y Marcus Morris, anotando de varias maneras y bajando varios rebotes. En los minutos previos al entretiempo los locales pudieron sacar una ventaja de dos puntos.

El fantasma del tercer cuarto vuelve a aparecer en Boston

Al igual que en el tercer periodo del partido anterior, los jugadores de Boston desaparecieron del encuentro. Los locales no supieron aprovechar el momento en el cual los dos referentes de los Bucks, Antetokounmpo y Middleton, se encontraban en el banco debido a problemas de faltas. Sus dos principales lacras fueron el bajo porcentaje de acierto en sus tiros y la cantidad de rebotes ofensivos que permitieron.

En la segunda mitad del tercer asalto fueron dos veteranos de los Bucks, Hill y Bledsoe, los que encabezaron la ofensiva de su equipo y lograron sacar una ventaja de hasta diez puntos. No obstante, a pesar de su bajo nivel de juego, Boston se mantuvo en partido (80-72).

En el albor del último periodo, gracias a una excelente tarea defensiva, los Bucks continuaron dominando a los locales. A pesar de ello los Celtics siguieron luchando y, de la mano de Brown en ataque, se acercaron a solo cinco puntos a falta de siete minutos para el final

Los Bucks reaccionan y sentencian el duelo

Sin embargo, Budenholzer rápidamente pidió un tiempo muerto para reorganizar a sus jugadores. Como ya nos acostumbran los equipos de este coach, los Bucks se despertaron y volvieron a separarse en el electrónico, liderados por un Antetokounmpo imparable.  De esta manera, Boston no pudo mantener su nivel de juego y dejó escapar el choque. Nuevamente pudimos ver a la mayoría de los jugadores con caras largas y sin ganas de jugar. A esto se le sumó que ni Irving ni Horford tuvieron una buena noche. Finalmente, los Bucks se llevaron el encuentro por doce puntos (101-113).

Tras un pequeño susto en el primer partido de la serie, Milwaukee se recupera con un muy buen nivel de juego y cada vez se encuentra más cerca de las finales de conferencia. Cabe resaltar la gran actuación de Giannis Antetokounmpo, que terminó con 39 puntos, 16 rebotes y 4 asistencias.

Pincha para comentar

Más Boston Celtics