Conecta con DBasket

NBA

Toronto se impone en el cuarto y está a un paso del anillo

Toronto Raptors supera con claridad a los Warriors y se queda a una victoria del campeonato.

Kawhi Leonard
Fuente: Frank Gunn/The Canadian Press via AP

Toronto Raptors está a un partido de proclamarse campeón de la NBA tras imponerse en el cuarto partido de las Finales. Los de Nick Nurse se mostraron superiores y con más alternativas que los Golden State Warriors. Y eso que los vigentes campeones recuperaron a Klay Thompson y hasta a un Kevon Looney al que habían dado de baja para el resto de serie hace unos días. Pero nada de eso fue suficiente ante unos Raptors que, sencillamente, son ahora mismo mejor equipo.

Quintetos iniciales

  • Warriors: Curry I Thompson I Iguodala I Green I Cousins
  • Raptors: Lowry I Green I Leonard I Siakam I Gasol

Welcome back, Klay

El primer cuarto mostró una versión más reconocible de los Warriors, más incisiva en defensa y más poderosa en ataque. Los de Steve Kerr coquetearon con los dobles dígitos de ventaja en unos primeros minutos donde agradecieron positivamente los retornos de Klay Thompson y Kevon Looney y las posibilidades que aportan tanto en ataque como en defensa. Pero Kawhi Leonard tenía otros planes: el alero anotó 14 de los 17 puntos de su equipo para mantener a los suyos en el partido.

El esfuerzo de The Claw acabó por revelarse decisivo: los Raptors ganaron los otros tres cuartos. Curry acusó el esfuerzo del anterior encuentro, fallando 7 de sus 9 intentos desde el triple, y los Warriors echaron en falta otra vía de anotación fiable más allá de él y Klay, que cuajó un gran encuentro anotando 28 puntos con buenos porcentajes y siendo el mejor defensor de Kawhi. Pero los Raptors tenían respuestas para todo, por lo menos para todo lo que pueden ofrecer ahora mismo los Warriors.

Los Raptors son una roca

Si los Warriors echaron en falta alternativas, los de Toronto tuvieron las suficientes. Liderados por un Kawhi Leonard imperial (36 puntos, 12 rebotes, 4 robos con un 5 de 9 en triples) el conjunto canadiense tuvo a seis jugadores por encima de los 8 puntos. Ibaka (20 puntos, 9/12 en tiros, 2 tapones) fue un revulsivo de lujo desde el banquillo, mientras Siakam (19 puntos) siguió siendo un puzzle imposible de resolver para la defensa de Golden State.

Los Raptors cimentaron su victoria en un poderoso tercer cuarto, en el que se impusieron por un contundente 37 a 21. Tras haber soportado el arreón de unos reforzados Warriors y el ruido de un Oracle Arena entregado en la primera parte, la mayor variedad de recursos acabó por imponerse. Leonard siguió liderando con 17 puntos en el periodo, pero no estuvo solo, aprovechando el buen nivel del resto del equipo. En el último acto, un nuevo triple del ex de los Spurs puso una ventaja de 16 puntos a falta de poco menos de nueve minutos, convirtiendo el final en un quiero y no puedo de los campeones.

La serie vuelve a Toronto con un 3-1, un resultado que solo se ha remontado una vez en la historia de las Finales (en 2016, cuando los Cleveland Cavaliers remontaron frente a los propios Warriors). Golden State necesita la vuelta de Kevin Durant, que podría producirse en el próximo partido, de acuerdo a las informaciones que se han id dando que apuntaban a un regreso a mitad de la serie. El lunes a las 3 de la madrugada, hora española, se disputará el quinto partido.

Pincha para comentar

Más Equipos