Conecta con DBasket

San Pablo Burgos

San Pablo Burgos elige a su jugador franquicia: Earl Clark

La escuadra azulona se acerca a un ala-pívot ex-NBA también pretendido hace unos días por Olympiakos.

Earl Clark San Pablo Burgos
Fuente: Euroleague.net

Fiel a los patrones de plantilla que le han llevado hasta Europa, y según avanza el periodista Chema de Lucas, San Pablo Burgos tendría muy encaminado el fichaje de Earl Clark (2,08 m y 31 años). Llegaría a Burgos procedente del Buducnost montenegrino, donde la pasada temporada jugó Euroliga. Además, Clark tiene en su haber 276 partidos en NBA (15 de playoffs), ha jugado para Phoenix Suns, Orlando Magic, Los Ángeles Lakers, New York Knicks, Cleveland Cavaliers y Brooklyn Nets. Aparte de físico y experiencia en grandes equipos, reseñar que su mayor arma en los últimos años está siendo el tiro de media-larga distancia.



San Pablo Burgos, como viene siendo habitual desde su llegada a la ACB, sigue teniendo las ideas muy claras en cuanto a la confección de sus plantillas. Y más en concreto en el puesto de ala-pívot, donde suelen depositar las apuestas más fuertes. Tras la estela de Deon Thompson y Dominique Sutton, el casting de la dirección deportiva burgalesa va dirigido hacia un nombre: Earl Clark. El ala-pívot de New Jersey es el elegido y el fichaje estaría cerca de cerrarse. Sería una adquisición sorprendente, ya que hace solo unos días Andrej Sazonov, experto en materia de movimientos de jugadores en Europa, colocaba al interior en la órbita de Olympiacos griego.

De confirmarse el fichaje, sería la cuarta temporada de Clark en Europa, donde ha jugado dos años para Besiktas y la pasada temporada en Buducnost Podgorica, que por primera vez jugaba Euroliga. En la máxima competición continental marcó unos guarismos de 11,7 puntos y 3,7 rebotes. Y en su mejor temporada en la NBA con los Lakers de Nash, Bryant, Howard o Gasol, entre otros, promedió 7,3 puntos y 5,5 rebotes.

Jugador ofensivo

Los dotes de Earl Clark son principalmente brillantes en ataque. En defensa, más allá de su físico, no posee especiales habilidades. De hecho, su nómina de rebotes es corta para un jugador de esta categoría. En el costado ofensivo Clark destaca por su gran lanzamiento de media-larga distancia, incluso tras bote, algo poco usual para un jugador de casi 2,10 m. Dicha amenaza, combinada con una buena finta y un efectivo primer paso, hace que pueda burlar a su defensor permitiéndole acabar jugadas cerca del aro. También posee un juego al poste bajo con bastante eficiencia.



El proyecto de San Pablo Burgos tiene que seguir creciendo a la sombra de jugadores de la categoría del ala-pívot de la costa este. Si hace tres temporadas a los dos millares de socios que tenía el equipo azulón les planteasen la idea de tener entre sus pupilos a jugadores de la talla de Clark, probablemente pensarían que se trata de una tomadura de pelo. El Coliseum ya tiene su nuevo ídolo a las puertas.

Pincha para comentar

Más FIBA