Conecta con DBasket

FIBA

España hace valer su garra y defensa para avanzar a cuartos

La Selección pudo aprovechar el flojo partido de Belinelli para alzarse con un sufrido triunfo.

Ricky Rubio guió a España a la victoria ante Italia
Fuente: EFE

En un partido marcado por la intensidad defensiva y la igualdad, España se llevó un valiosos triunfo que la clasifica para la siguiente ronda y luchará con Serbia para evitar a los Estados Unidos hasta la final del Mundial. Las sensaciones en ataque, sin embargo, no son buenas para los de Sergio Scariolo: apenas un 34,9% de efectividad en tiros de campo y 6/23 en triples.

Quintetos iniciales

ESP R. Rubio R. Fernández V. Claver J. Hernangómez M. Gasol
ITA D. Hackett M. Belinelli L. Datome D. Gallinari P. Biligha

Las cosas empezaron pintando bastos para la selección española. Italia arrancaba con un nivel altísimo de anotación, mientras que los de Scariolo vivía un atasque tremendo gracias, en gran parte, a una dura defensa italiana en zona. La salida de Sergio Llull, como en tantas otras ocasiones, ayudó a desatascar la situación a tiempo desde la misma zaga. El balear lideró a los suyos desde el banquillo y, gracias a su empuje, España empataba el partido que a mitad del primer cuarto perdía por 10-18.

La sequía se extendió a nivel internacional, y entonces fueron los transalpinos los que sufrieron un descenso anotador. La recia defensa sobre Daniel Hackett impidió que los italianos se fueran en el marcador, pero era prácticamente la única razón porque España tampoco podía distanciarse. Marco Belinelli diezmaba a un flojísimo Marc Gasol (1/6 en tiros, solo dos puntos y cuatro rebotes) de dentro afuera y, finalmente, ponía a la azzurra por delante: 30-31 para irse al descanso liderando. Un marcador irrisorio tras un cuarto en el que se anotaron 25 puntos entre ambos conjuntos.

El tercer cuarto, clave una vez más

De nuevo, la vuelta del descanso fue fundamental en los planes españoles. Un buen Ricky Rubio, dirigiendo los contraataques, colocaba la máxima ventaja que tendría el equipo: ocho puntos. Pero antes de que se rompiera el partido, Italia reaccionó con un héroe inesperado surgido del banquillo: Amedeo Della Valle. Entre él y Hackett aguantaron sólidamente el envite español y acercaron a solo dos puntos a los suyos. Es más, gracias al mal inicio en el último parcial de la Roja incluso retomaron el liderazgo en el marcador.

Tras otro período de escasa anotación, un triple casi pisando la línea de Danilo Gallinari obligaba a Scariolo a parar el partido. Decisión más que vital para la selección, porque salieron arramblando con un 6-0 que, sumado al pésimo partido de Belinelli, obligó a Romeo Sacchetti a parar nuevamente el encuentro para buscar una última reacción que no complicara la clasificación de los italianos. Insuficiente. Un final tremendamente trabado por los tiros libres –como era de esperar, por otra parte– dio una sufrida clasificación a España para cuartos. Al final, 67-60 y más sombras que luces para enfrentarse a Serbia el domingo.

Pincha para comentar

Más FIBA