Conecta con DBasket

Sacramento Kings

Previas 19/20

Sacramento Kings: a cortar la racha negativa

Los Kings arrancan la temporada 19/20 con ganas de entrar a los playoffs después de casi 15 años de ausencia. Analizamos sus posibilidades.

Fuente: NBC Sports

2005 fue el último año en el que los ciudadanos de Sacramento pudieron ver baloncesto después del mes de abril. Era la época de Chris Webber y Mike Bibby, los supervivientes de unos Kings que jugaban de película. Ya han pasado 14 años, y los de la capital californiana todavía no han vuelto a ese lugar. En un Oeste muy complicado, es difícil ver a los Kings dando el golpe y cortando la sequía de playoffs, pero no hay que perderlos de vista. Su progreso viene en alza.

Movimientos por la capital californiana

Los Kings tuvieron una agencia libre sólida para lo que podían hacer. La salida de Willie Cauley-Stein fue bien reemplazada por Dewayne Dedmon, mientras que Trevor Ariza y Cory Joseph se unieron al equipo púrpura para reforzar el banquillo y el costado defensivo. Los Kings habían fallado en el fichaje de Patrick Beverley (finalmente aceptó una menor oferta de los Clippers), por lo que fueron a buscar a Joseph. Por otro lado, Richaun Holmes también enfiló para las filas del equipo de Luke Walton, de quien vamos a hablar más adelante.

En cuanto al draft, los Kings se llevaron a un campeón nacional. Kyle Guy, el escolta de la universidad de Virginia, firmó un contrato two-way con la franquicia y ya ha tenido buenas actuaciones por Summer League. Ante la gran cantidad de jugadores en el backcourt, será difícil para el joven rookie ganarse un puesto este año.

La base es la misma

Plantilla completa de los Sacramento Kings >>

Se han hecho movimientos, pero poco ha cambiado en la rotación de los Kings en comparación a la temporada anterior. La gran sustitución es la salida de Cauley-Stein, pívot titular, para el ingreso de Dewayne Dedmon que ocupará ese rol. No obstante, existe la posibilidad de que Marvin Bagley sea el pívot titular, y Bogdan Bogdanovic pegue el salto al quinteto inicial, acompañando al trío inamovible de De’Aaron Fox, Buddy Hield y Harrison Barnes. El banquillo, por su parte, sí que está renovado: Yogi Ferrell y Joseph se pelearán por ser el suplente de Fox, Ariza y Nemanja Bjelica serán los veteranos en los wings, mientras que Harry Giles y Holmes aportarán frescura y juventud.

A Fox le va a tocar un rol mucho más protagonista este año. Su tercer temporada será bisagra para determinar que tipo de jugador será en el futuro para este equipo de Sacramento. Además, se estará jugando una extensión de contrato bastante pesada en el futuro si sigue la curva de su progreso que, de momento, no hace más que ilusionar a Sac-Town. Por su parte, Hield y Bogdanovic serán agentes libres en julio próximo, por lo que su puesto en el equipo no está asegurado hasta febrero. Será una decisión difícil para Vlade Divac ver con qué nombres seguirá luego de este curso.

Hield, Bogdanovic y Fox, la base de estos Kings | Fuente: NBA.com

No nos adelantemos. Para julio falta una eternidad. El gran cambio de este año es el entrenador. La salida de Dave Joerger fue sorprendente para mucha gente, pero las dudas se disiparon cuando se anunció a Luke Walton como su reemplazo. Walton no tuvo la mejor de las suertes en Los Ángeles, pero en Sacramento se encuentra en una situación bastante similar a sus comienzos en los Lakers. Su mentoría con jugadores como Fox y Bagley puede ayudar bastante. Además, hay un condimento que no se puede ignorar: hay menos presión que en LA, por lo que su proyecto será visto con otros ojos más pacientes.

Sedientos de playoffs

Sin embargo, los Kings y sus aficionados no tienen pensado relajarse. La salida de Joerger supone un cambio provocado por la intención de la franquicia de, precisamente, competir en la dura Conferencia Oeste. La sequía de casi 15 años debe llegar a su fin, y tiene que ser más pronto que tarde. Walton puede que tenga un pase en el primer año, pero tendrá que empezar a amoldar a este equipo como uno ganador desde el minuto cero. Para eso llegan los nuevos fichajes: aportan veteranía y experiencia de ganar anillos, en los casos de Joseph y Ariza (además de Barnes, claro).

Está claro que los playoffs son el resultado ideal de la temporada para los Kings, pero si se llega a un récord positivo (arriba de 50%) no deberían estar para nada disconformes. El principal objetivo es seguir mejorando y progresando en comparación a la temporada anterior. Si los chicos de Walton logran ese objetivo, y Vlade Divac sigue haciendo los movimientos correctos en la offseason, la franquicia solo va a ir para arriba. Divac tiene fama de algunos movimientos bastante cuestionables como General Manager, pero después del traspaso de DeMarcus Cousins se recompuso y rearmó el proyecto de la franquicia satisfactoriamente.

Habrá que seguir bien de cerca al equipo de Sac-Town. Si Fox y Bagley siguen sumando experiencia y buenas actuaciones, los Kings podrían tener un interesante dúo dinámico de cara al futuro, acompañado de buenos actores de reparto.

Argentino. NBA como estilo de vida.

Pincha para comentar

Más Conferencia Oeste